La comida es una mierda y, además, la ración escasa

Que poco dura la alegría en la casa del pobre. De nuevo se vuelve a escurrir entre nuestros dedos la arena de la ilusión olímpica, tantas veces buscada y peleada y tantas veces vapuleada y desvanecida.

Lamentablemente, es ésta otra consecuencia del destrozo y desmontaje pieza por pieza de España que el Gobierno del PP está perpetrando desde el minuto siguiente de su llegada al poder. La Marca España de la que tanto se ufanan vuelve a revelarse como una quimera inexistente, en la comunidad internacional estos patrioteros de la derecha más rancia y casposa no consiguen, ni aunque se esfuercen, que este país tenga la proyección internacional de la que presumen más a diestra que a siniestra.

Los Juegos Olímpicos, en lo que nos atañe a la ciudadanía y a la clase trabajadora, eran una oportunidad de impulso económico y creación de empleo. Por eso es ésta una oportunidad perdida.

Cierto es que nunca será la misma la gestión que de un evento de estas características haga la derecha de la especulación y el dinero fácil, que la que pudieran hacer administradores progresistas con una visión más social y avanzada. La prueba palpable fue el éxito rotundo que Barcelona 92 supuso para la Ciudad Condal y para Catalunya entera.

A Madrid y al pueblo madrileño les habría sido muy favorable la difusión de su imagen, el remate de la megainversión ya aplicada en infraestructuras, el relanzamiento del turismo (uno de los principales factores de riqueza de este país, y en menos medida aún de esta ciudad) y la creación de empleo directo e indirecto en torno a la celebración de los Juegos.

No se nos escapa que en el actual estado de cosas, todos estos factores se habrían visto debilitados por el avance de la contrarreforma conservadora que está viviendo España, la nula visión de futuro y la incompetencia de los gestores del Ayuntamiento, la Comunidad y el Gobierno y la ausencia de una clase empresarial con iniciativa, más compuesta de capataces de látigo, estraperlistas y especuladores que de auténticos emprendedores.

Pero lo cierto es que la celebración de los Juegos ha sido, de nuevo, una oportunidad histórica perdida por la ciudad y el pueblo de Madrid, porque no vamos a esperar a que ganen “los nuestros” para exigir que se desarrollen iniciativas y proyectos que creen empleo y desarrollen la economía.

No tendremos los Juegos. Pero tampoco el dinero que deje de invertirse allí va a ir a parar a Sanidad, ni Educación, ni Pensiones, ni ninguno de los pilares y prestaciones que debería garantizar el Estado del Bienestar. La disyuntiva de “lo que no vaya para las Olimpiadas que revierta en gastos sociales” nunca se ha planteado ni por asomo en los despachos donde se deciden las partidas de los presupuestos oficiales.

Ahora toca, una vez más, criticar la pésima gestión que el PP hace de los asuntos públicos, recordar que su auténtica habilidad es el saqueo de España en beneficio propio (recordemos los sobres en negro, negrísimo, de los sobresueldos) y mantener la oposición del día a día, que no está reñida con continuar exigiendo oportunidades de empleo y avance social aunque sepamos que, con esta gente, es imposible que lleguen a buen puerto.

La pérdida de los Juegos Olímpicos es una buena muestra. Yo no me alegro de que los hayamos perdido: aunque hubieran sido aprovechados para turbios negocios y el enriquecimiento de unos pocos, también habrían revertido en muchos miles de familias que habrían encontrado trabajo, que (como hacemos siempre) habríamos peleado, con mayor o menor fortuna, porque no fuera precario, y el avance de la economía habría beneficiado a todos.

Como dice mi buen camarada César, no se debe quejar nadie de que “la comida es una mierda y, además, la ración escasa”.

@joseraigal

Anuncios

5 pensamientos en “La comida es una mierda y, además, la ración escasa

  1. Hola Jose, bienvenido al mundo de los blogs, se me hacía raro que a estas alturas no tuvieras uno ya, pero ya sabes lo que dice el dicho..”nunca es tarde si la dicha es buena..”. Solo te falta crear un foro de debate, que a buen seguro me ves apuntada, ya. jajaja. Besos y enhorabuena.

  2. Segunda vez que intento hacer un comentario (el anterior se volatilizó..) Enhorabuena Jose, me alegra que te animes con los blogs, la siguiente fase espero que sea un foro debate; te animo a ello, si es así no dudes que estaré en tu foro contrastando tus opiniones, jaja. Un beso y sigue así, creando la polémica tan necesaria en estos tiempos.

    • Hola, Marina. Gracias por tu apoyo y tus comentarios. Al final he conseguido rescatar tus comentarios (estos trastos automáticos blogueros tienen sus particularidades que aún ando detrás de controlar como Dios manda). Ya sabes que me gusta crear polémica, dentro y fuera de nuestra casa.

      Mañana más. Un beso muy grande ;-))

  3. Pingback: La comida es una mierda y, además, la ración escasa | Haciéndome líos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s