Perros de la patronal

Perros de la patronal

Rato, Rajoy, Rosell y compañía no necesitan mancharse las manos. Tienen sus jaurías bien adiestradas y sueltan sus dentelladas a diestro y siniestro para defender a sus amos, como buenos perros de presa.

En las redes salpican con sus espumarajos especialmente los domingos, cuando nos oponemos a la liberalización de horarios comerciales, ésa que en Madrid trajeron las huestes azulonas de Aguirre y que aprovecha especialmente la patronal de Grandes Almacenes para exprimir a sus menguadas plantillas hasta la última gota de sangre.

día-madreNOCOMPRES

Lo que no son cuentas son cuentos: las plantillas de Grandes Almacenes disminuyen a pasos agigantados (El Corte Inglés la ha recortado en más de 3.000 personas), trabajan los domingos gratis sin cobrar el festivo, ven formateados sus comisiones e incentivos por los otros perros de la patronal, las sectas tipo Fasga o Fetico, y la desregulación horaria a que se les somete es para desquiciar al más equilibrado.

Pero todo esto pretenden ignorarlo los perros que ladran en Twitter defendiendo los intereses de la patronal de Grandes Almacenes y cacareando sus falacias de creación de empleo y otras zarandajas. Uno de los argumentos que suelen extender es que los servicios de ocio (restauración, espectáculos…) y los de urgencias (policía, sanidad, bomberos…) también abren los domingos.

El ocio, evidentemente, es una actividad económica que por esencia produce sobre todo en los momentos de libranza y festivos del resto de la población. Sencillo y elemental, quien no quiera entenderlo que no lo haga.

Los servicios de urgencias (policía, sanidad, bomberos…) ni me molesto en explicar el por qué han de estar en funcionamiento las 24 horas del día, todos y cada uno de los días del año.

CONCENTRACIONCARREFOUR

La movilización es continua en Grandes Almacenes para reforzar la negociación colectiva. Llamamiento a una concentración ya pasada

No parece que comprarse unos pantalones, cambiar de batidora o similar necesite expresamente la apertura comercial los domingos. Una apertura que, además de contra sus propias plantillas, la patronal de Grandes Almacenes utiliza para eliminar la competencia del comercio de barrio, que no puede jugar en la liga de abrir full time si no es con un fuerte coste económico y personal.

Así, quienes desgranan “argumentos y razones” (es un decir) para atacar nuestras campañas contra la liberalización de horarios, de forma rastrera y sumisa lo que en el fondo están haciendo es enfangarse en defender a la patronal de Grandes Almacenes. Cómo no creo que les paguen por ello (puede que a alguien si) es deprimente ver como se prestan al juego sucio por no se sabe bien qué motivos.

alsasuaY aprovechando que el Pisuerga pasa por Valladolid, no quiero dejar de escupir desde este post también a otros perros de la patronal: los txakurras (1) que atacaron las sedes de CCOO y UGT en Alsasua (Nafarroa) el Primero de Mayo, embadurnándolas de pintura.

Otros que, aunque se vistan de radicales, lo que hacen con sus salvajadas es agredir al sindicalismo de clase y, por tanto, repetir el papel que los pistoleros de la patronal o los pistoleros terroristas han llevado a cabo desde hace décadas, intentar intimidar y acabar con las organizaciones obreras.

bandas fascistasQue no nos vengan con historias, la violencia contra los sindicatos de clase es puro fascismo. Se creerán gudaris pero recuerdan más al Attila de Novecento (2) manchándose las manos para servir a sus patronos, aunque sean los de casa.

Ni los perros de las redes sociales ni los txakurras terroristas van a conseguir callarnos, como no lo han conseguido la Ley Mordaza de Rajoy, ni la represión, ni los incontrolados, a lo largo de la historia de la lucha de la clase trabajadora.

Pese a toda esta jauría seguimos con nuestra acción sindical día a día. No nos callarán.

@JoseRaigal

(1) Txakurrasperros, en euskera. Aquí utilizo ese calificativo contra quienes atacaron las sedes sindicales en Alsasua, unos nazifascistas en defensa de su patronal. Esperando estamos la condena abertzale

(2) En la muy recomendable película Novecento, sobre la lucha de clases en Italia y el surgimiento del fascismo, Donald Sutherland encarna a Attila Mellanchini, un asesino fascista al servicio de los patronos y la aristocracia, un personaje absolutamente detestable y repugnante.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s